lunes, 17 de octubre de 2011

II Jornadas Pirineos vivos (del 28 al 30)

CERAI-Aragón (Centro de Estudios Rurales y Agricultura Internacional), en colaboración con la APMM (Asociación de Poblaciones de Montañas del Mundo), organizan las Segundas Jornadas Pirineos Vivos en Espelette-Ixassou, en el Pirineo vasco francés del viernes, 28, al domingo, 30. Son el seguimiento de las primeras, celebradas en Ainsa en el Pirineo aragonés en febrero. Estos dos encuentros se inscriben dentro del Proyecto Pirineos Vivos para la valorización de las montañas pirenaicas.
Se tratarán los siguientes temas: La incorporación (o permanencia) de los jóvenes al territorio y a las actividades del Pirineo; La Política Agrícola Común (PAC) y los fondos comunitarios de la UE: ¿qué se prevé para el periodo 2013-2020?; La dimensión internacional del Proyecto Pirineos Vivos; Los proyectos en marcha dentro del Proyecto Pirineos Vivos; La gastronomía de montaña (comidas y cena colectivas, Fiesta del Pimiento de Espelette - AOC)
Participan, entre otros, José Bové, Vicepresidente de la Comisión Agricultura y Desarrollo Rural del Parlamento Europeo, Jean Lassalle, Presidente de la APMM y Diputado de la Asamblea Nacional francesa, y numerosas asociaciones y representantes de las instituciones públicas de los dos lados de los Pirineos
Inscripciones, hasta el 25 de octubre: Raúl Julián: administracion.aragon@cerai.org / 976 599 711.





Menú degustación (octubre)

La Mandrágora -La Paz, 21. Zaragoza. 976 210 434- ofrece por 28 euros, y un mínimo de dos personas, el siguiente menú: Como centros de mesa Jamón de Teruel y pan con tomate, Ensalada tártara con salmón ahumado en casa y Risotto con boletus y gambas. A elegir entre Docena de gambas flambeadas al horno, Entrecot de ternera a la parrilla, Bacalao a la vizcaína, Carrillada en salsa barbacoa con puré de manzana o Bracitos de pato en confit con salsa de moras y nueces;  Helado de vainilla en sopa de chocolate caliente. Media botella de vino o agua.

Crónicas de un pueblo (sábado, 22)

El sábado, 22, Maluenda recrea la vida a principios del siglo XX, con numerosas actividades, bajo el lema Crónicas de un pueblo. Entre otras, a las 9 horas, en la plaza Baja, demostración de despiece y elaboración de los productos derivados del cerdo. Una hora después se abren los talleres artesanales en los alrededores, para ver tareas cotidianas como ganchillo, bolillos, herrero, barbería, adobes, destilación, fotografía, pastillas de jabón, afilador, repostería, ganado, etc., además de diversas exposiciones. A las 12, demostración de elaboración de vino; a las 16 horas, en la antigua era de las Vacas, demostración de trilla